¿Por qué nos comportamos con ansiedad en el amor?.

LA FALTA DE APEGO SEGURO EN LA NIÑEZ

¿Por qué algunas personas necesitamos constantemente sentirnos amadas y escuchar que nos quieren una y otra vez?.

A veces nuestra ansiedad de amor agobia a los demás, pero entendiendo la causa, se resuelve el problema.

Si tienes cerca a una persona a la que le ocurra esto, ayúdale para que pueda desarrollar confianza en sí misma.

 

Este informe del psicólogo Bernabé Tierno explica un caso real:

Desde Madrid escribe Lola en busca de consejo y ayuda psicológica para sí misma porque ya no soporta a su pareja, un hombre de su misma edad (40 años), que cada día le atormenta con la misma pregunta: "Cariño, ¿me quieres de verdad?, ¿soy yo el amor de tu vida, el hombre que siempre quisiste a tu lado?".

 

Al principio, los dos primeros años, Lola estaba encantada, pero después de 10 años de relación, la situación se le hace insoportable.

 

La causa: Carencia de apego seguro en la infancia

La primera pregunta que nos hacemos al respecto es: ¿Cuál es la causa del amor insa­ciable, del amor captativo que llega a hacer­se inaguantable para el otro miembro de la pareja?: La baja autoestima y la inseguridad, cuyo origen, a su vez, no es otro que no haber disfrutado de un apego seguro durante la niñez.

 

Del apego seguro durante la infancia se accede a la autoestima inicial. O, lo que es lo mismo, del amor y de la seguridad que reci­bimos y necesitamos desde el vientre materno y desde los primeros años de vida, nos vamos capacitando para darnos seguridad a nosotros mismos, antes de ser un día capaces de dar ese amor y esa seguridad a los demás.

 

Menesterosos del amor

El no sentirnos suficientes por nosotros mismos, y el pensar que no es posible que alguien nos quiera de verdad, nos convierte en menesterosos del amor y en insaciables crónicos de muestras de cariño y de afecto.

 

No es cuestión de que Lola se libere de su esposo mediante la separación, sino de que entienda, que todo el problema se debe a las carencias afectivas básicas que sufrió durante su infancia; y a que el marido, por su baja estima, no cree que pueda ser merecedor del amor de su mujer.

 

Tiene que explicarle a él que debe analizar cuanto antes que la ansiedad y el desasosiego con que vive él su amor, hasta resultar pesado y agobiante, están creando un verdadero conflicto conyugal.


Saber cuáles son las causas de un problema ya es tener resuelto en parte ese problema.

 

Merece comprensión y ayuda

En el caso de Lola, porque ahora sabe que su esposo merece com­prensión por lo que está sufriendo. Y además merece la necesaria ayuda psicológica que bási­camente irá orientada a enseñarle a valorarse, a quererse, a darse a sí mismo el afecto y la ternura que no recibió en sus años de niñez, y a entender los mecanismos psicológicos que le están llevan­do a preguntar constantemente a su esposa si le quiere de verdad, si es el amor de su vida, si es el hombre en quien siempre soñó, etc.

 

Saber lo que nos pasa y por qué nos pasa es el comienzo de la curación de cualquier dolencia psíquica o emocional y parte de la solución de cualquier problema o conflicto.

 

¿Qué debes hacer si éste

fuera tu caso?

 

1. DARLE TRANQUILIDAD A TU PAREJA respecto a la sinceridad de tus sentimientos.

 

2. EXPLICARLE QUE COMPRENDES SU INQUIETUD, desasosiego e insistencia en preguntarte tantas veces si le quieres de verdad, porque ha tenido carencias afectivas en su infancia. Y también debe entender que te agobia que te pregunte tantas veces lo mismo.

 

3. PROCURAR SER CARIÑOSO Y MOSTRARTE ORGULLOSO DE TU PAREJA cuando estéis en público y en privado, sin que él te lo pida.

 

4. PROPONERLE UN PLAN. Para conseguir que su obsesión por saber si le quieres de verdad vaya remitiendo, dile que cuando pasen cuatro o cinco días sin hacerte preguntas sobre la autenticidad de vuestro amor, a ti te encantará ser quien tome la iniciativa para recordarle tu cariño. Si vuelve a sentirse inquieto y rompe ese pacto de dejarte a ti ser quien (de vez en cuando) le recuerdes que le quieres, entonces notará que muestras tu desagrado y enfado por no dar crédito a tus palabras.

 

5. RECORDARLE que tú necesitas que él se sienta suficientemente valioso y digno de amor.

 

En todo caso, conviene acudir a un buen psicólogo clínico para que, de manera persona­lizada, trate el caso, porque la persona que se siente agobiada también necesita serenarse y entender que la intención del otro no es molestar, sino demostrar amor constantemente.

 

[BERNABÉ TIERNO, psicó­logo y escritor, es au­tor de bestsellers como "El psicólogo en casa"]

Anuncios

Acerca de María Esther

Me considero buena persona, sincera y con gran sentido del humor. Suelo leer, ver y escuchar aquello de lo que puedo obtener una buena enseñanza. Me gusta informarme y aprender acerca de temas de salud y calidad de vida emocional, por eso decidí crear este blog y colocar en él ciertos artículos que considero interesantes. Estamos en esta vida para aprender a disfrutar de una experiencia humana, y creo que para aprender a ser felices tenemos que darnos cuenta de que la felicidad no es algo que se consigue desde fuera, es algo que experimentamos desde dentro. No es un destino, es la actitud con la que se viaja por la vida. Una actitud positiva, acompañada de sentido del humor y el amor que pongamos en ello serán nuestro mejor alimento para sentir felicidad.
Esta entrada fue publicada en Psicología.. Guarda el enlace permanente.

2 respuestas a ¿Por qué nos comportamos con ansiedad en el amor?.

  1. felicita dijo:

    hola solo quiero ayuda pero urgente ! soy de enmorarme facilmente bueno no se como llamarlo pero es asi hay una persona que me atrae mucho pero mucho pero esa persona es casdo y por mas que me contuve y que el me insitia puse todo de mi parte para que no pasar pero en un abrir y cerrar de ojos me bese con el me siento tan mal y fatal por que yo conosco a su mujer y mirarle la cara me da verguenza la verdad no fue mi intencion por que a mi me hicieron lo mismo y se como se siente eso ….bueno yo se que hize mal por eso busco ayuda por que ahora pienso en el y no me concentro en el trabajo la verdad no se que hacer ahora me preocupa mas por que ya es una ansiedad de verlo a cada rato hasta lo llamo por las puras sin justificacion alguna y tanto de pensar en el he llegado a la conclusion , la verdad tengo miedo de cometer otra locura y no quiero arrepentirme toda mi vida ayudame por favor o que debo hacer y como como puedo explicarlo

    • sther74 dijo:

      Si tan mal te sientes por haberle besado y viendo después a su mujer, olvídale. Creo que es lo más sensato, sobre todo si tú pasaste por lo mismo, ya que sabes cómo ella se siente. Mejor encuentra un hombre que no esté casado. Hay tantos hombres en el mundo como peces en el río, y entre ellos puede estar el que te haga feliz. Un hombre casado dudo mucho que te dé felicidad. Suerte y ánimo.

Hola, soy Mª Esther. Gracias por entrar en mi blog. En cuanto pueda conectarme responderé a tu mensaje. Saludos.

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s